viernes, junio 28, 2013

Lynx

Novela corta que me he leído en un verbo. Calculo que en unas 3 horas me la he finiquitado. Es realmente atractiva, adictiva (si te gusta el "lev motiv" de la misma) y como queda claro, corta. Me ha gustado mucho la historia y la manera tan sencilla y directa de escribir de Ignacio Rodriguez Thiery. La podéis comprar aquí en Amazon España. Ahora está por 0,89€ (o sea, casi regalada). Yo la pillé por 0€ gracias a un tuit del propio autor, que avisaba de que estaba gratis por la feria del libro.

A parte del atractivo del precio (aunque ahora, tras leerla, la hubiera comprado por lo que vale) lo que me llevó a comprarla fue la descripción de la novela, que os copio a continuación: "¿Crees que tienes mala suerte? Todos lo hemos pensado alguna vez, pero en realidad son muy pocas las ocasiones en las que toda tu vida se puede venir abajo en cuestión de horas. LYNX es la historia de un trágico cúmulo de circunstancias y casualidades que llevarán a Andrés Hurtado, un honrado profesor de idiomas, a una situación completamente insostenible. A medida que el cerco policial se va estrechando sobre él, seremos testigos de la degradación moral que rodea todo el caso, y no podremos dejar de plantearnos la fragilidad de nuestra propia existencia ante el siniestro poder de lo casual.

A mi me pareció muy interesante y atractivo. De hecho diría, si este pequeño texto no te atrae, no creo que te vaya a gustar. El 99% del atractivo de "Lynx" es la historia. Es una historia enrevesada, dura y sin concesiones. Por momentos es muy dramática y dura (yo lloré en un pasaje que hay con un niño y sus padres alemanes, no digo más) y CRUDA, ya que relata hechos violentos. Pero es DIRECTA, corta. No hay descripciones superfluas, ni adjetivos superlativos, ni exceso de prosa. Es historia hilvanada pura y dura.

La parte negativa, que como digo principalmente es que si no te gustan los primeros momentos, si no te engancha el cúmulo de casualidades que se imagina Ignacio Rodriguez Thiery (algunas traídas por lo pelos, pero plausibles al fin y al cabo) y en general el "lev motiv" de la historia, que no es más que el encadenamiento de acontecimientos y casualidades que llevan a consecuencias desastrosas continuamente, no te gustará. En caso contrario, disfrutarás de una magnífica historia.

La otra parte negativa, por decirlo de alguna manera, es que hay ausencia total de escritura artística, narrativa adornada y demás. Es un estilo muy contenido y directo, en algunos momentos con frases muy largas y encadenadas sin respirar prácticamente, sobre todo al principio, y sin adornos. Si esto tampoco te atrae (eres más de descripciones, ambientación lograda, inmersiones en situaciones muy trabajadas, etc.) la novela no te enganchará.

En fin, una novela corta que me ha gustado. Se lee con fruición si la historia te atrapa. Tiene momentos dramáticos muy duros, y de hecho toda la novela es bastante trágica aunque tenga momentos para lo contrario. Recomendable, sobre todo siendo la primera obra de un autor que sorprende por la calidad de la historia. 

miércoles, junio 26, 2013

Holocausto Manhattan

Qué grata sorpresa. Compré "Holocausto Manhattan" por tres razones. La recomendaba Juan Gomez-Jurado, el precio y que el autor tenía presencia en las redes sociales y daba muestras de ser alguien cercano. No tenía expectativas altas, y sin embargo las ha superado todas con creces. Me ha parecido una magnífica novela. Eso si, dura, cruel y realista, pero con una trama muy bien hilvanada, con un ritmo trepidante y con un final magnífico, duro y sin concesiones.

Para empezar, la novela tiene una calidad/precio infinita. La podéis comprar en este enlace en Amazon por tan sólo 2,84€ cómo hice yo.  Una novedad (es del 8 de mayo) por ese precio, y tan bien hecha, no es que merezca la pena, no. Lo siguiente :) ...de todas formas desde este otro enlace podrás acceder a las primeras páginas del libro de manera gratuita. Merece la pena, pero ojo, te engancharás.

La trama de "Holocausto Manhattan" podría ser la siguiente: "Estamos antes las celebraciones del aniversario del 11S de 2010. Hay nervios, fanatismo y las cosas pueden saltar por los aires si se comete el menor de los errores. Nos ponemos en la piel de un poli de New York que tiene todas las fichas para que le despidan, ya que no suele hacer las cosas por el procedimiento y no se lleva nada bien con sus superiores. Su hermana pequeña es poli también en la misma comisaría, y bastante tiene con sobrevivir a los acosos del hijo del Capitán. Y conocemos también a un profesor universitario que está investigando las ondas binaurales, y se mezcla con un raro magnate de una grandísima empresa médica. Y de repente, saltamos a Auschwitz, febrero de 1944. Dónde probablemente se cometían los hechos más horrendos que ha conocido el ser humano. Y todo está entrelazado, y todo está pensado para que comience un nuevo Holocausto."

La historia descrita ahí arriba se queda corta. Os aseguro que las tramas, que hay varias, son muchas. Se mezclan, se cruzan, se distancian a veces pero todo al final encaja. He de decir que esto último me sorprendió, o mejor dicho, el final me sorprendió. Y llamo final al último 30% del libro. Hay un clímax (y hasta ahí puedo escribir) más o menos al 70% del libro. Te quedas helado. Te paras y dices: ¡¡Aún me queda un 30%!!! ¡¡¡Qué más falta por pasar!!!. Y lo que falta es que aún hay que rematar las tramas, en un final magnífico. Todo fluye, todo encaja y los personajes son consecuentes. Si, consecuentes, y obran como quizá no esperamos, pero obran bien. Y es una gozada ir pintando páginas en el Kindle para saber más, para averiguar que pasa y como acabará todo. Muy bien hecho.

Eso si, las tramas son descarnadas. Realistas, duras y por momentos horrendas. Y no porque Bruno Nievas cuente una historia gore ni nada. No. Todo lo contrario, porque cuenta cosas que (más o menos) ocurrieron y ocurren así. Cuenta atrocidades que se cometieron, que se cometen y que por desgracia se cometerán si no aprendemos a desterrar lo peor del ser humano. Todos los días hay asesinatos, hay muertes, hay accidentes, y por desgracia la realidad muchas veces supera la ficción. Pues "Holocausto Manhattan" es así, duro, frío y sin concesiones. En la trama se mezclan los acontecimientos del 2010 (en todo el mundo) con los acaecidos en 1944 en Auschwitz - Birkenau. Estos últimos son muy duros, y están narrados de manera muy dura (y realista) para que entendamos y recordemos lo peor del ser humano. Y claro, porque tienen relación con la trama (obvio).

Nada es gratuito en "Holocausto Manhattan", y las coincidencias y hechos que parecen aislados, en realidad responden a un plan bien trazado por Nievas. Con una gran labor de documentación detrás se deja ver que Bruno Nievas ha hecho un trabajo excepcional al respecto uniendo las historias y las tramas y haciéndolas realistas. Con nota final incluida, dónde el autor comparte sus objetivos con esta novela, queda claro como se fraguó la misma y que quería lograr.

He de decir, que estas dos ultimas cuestiones que os cuento (la dureza de las tramas y la conexión de tramas) en algunos momentos, puntuales, quizá sea lo único negativo de la novela. En algunos momentos la dureza y "el ensañamiento" con algunos personajes es excesivo. Y no me refiero al pasado, que seguro la realidad fue aún más dura que la ficción, si no algunos de los hechos y asesinatos que ocurren, sobre todo a mano de los sicarios (varios) de la novela. A veces piensas que es excesivo que ese personaje muera así, o que a "ese" le ocurra eso. Y por otro lado, más o menos lo mismo ocurre con algunas de las coincidencias (la furgoneta que choca precisamente con ESE coche, que ese sea el padre de ese niño en cuestión, etc.). Pocas, como digo, pero algunas resultan excesivamente "traídas por los pelos". Al final todo encaja y cuadra, como un puzzle, pero en el camino, en algún momento, parece excesivo.

Y no me puedo dejar los personajes. Me parece muy difícil conseguir mantener a tantos personajes PRINCIPALES tan bien definidos durante todo el libro, y como decía ahí arriba, que sean tan coherentes en todo momentos. Tenemos a Mike, Max, Amy, Wurt, Leon, Craig, Duncan, ....y más. Todos perfectamente definidos, y lo más duro, es que podrían ser o haber sido así en la vida real. Y eso, con la crueldad de algunos, da bastante miedo. Además hay una técnica que ha usado con ellos que me ha encantado. Asistimos a varias escenas o hechos desde el punto de vista de varios personajes. Es decir, en algunas ocasiones, sobre todo en momentos muy importantes de la trama, conocemos un mismo acontecimiento desde la perspectiva de dos o más personajes, en un complicado ejercicio de sincronismo. De esta forma "vemos" varios ángulos de la trama, y el resultado aunque sea el mismo, el camino ha sido diferente. No es nada nuevo, pero aporta mucho y no se leen novelas así todos los días.

En fin, como he dicho, magnífica novela. Muy dura, cruel y realista, que tiene momentos excepcionales. Una historia contemporánea que nos recuerda lo peor del ser humano.

lunes, junio 24, 2013

Man Of Steel

El sábado pude ir al cine a la tarde-noche para ver la última y nueva entrega del personaje de Superman. Un nuevo "reborn" para hacer una nueva saga. Pues bien, sus más de 140 minutos resultaron ser una pérdida de tiempo. Y mira que me jode, con lo que me cuesta ir al cine (y no sólo hablo de los 26 eurazos por dos entradas en 3D) haber perdido la ocasión de disfrutar en la sala. "Man of Steel" es un tostón de proporciones considerables, con un guión que hace aguas en su mayor parte, agujeros en la trama del tamaño de Kansas y unas escenas de lucha que marean y no cuentan nada. De hecho, esta película podría haberse titulado "Transformers 4" y podría pasar por una entrega más de la mierda de saga del Bay. En fin.

"Man of Steel" empieza de cero el tema de Superman. Asistimos a los últimos días de Krypton, a como crece el pequeño Clark para convertirse en Superman con la peculiar Fortaleza de la Soledad, como conoce y se enamora de la periodista Lois Lane y como vence a los malvados sobrevivientes de su planeta natal el General Zod y compañía. Pues bien, de todo esto, se salva muy poco. Para empezar, destroza cualquier atisbo de dualidad Kent/Superman. En las primeras de cambio, Kent se parece más a un mutante de X-Men y no duda en presentarse en llamas para salvar gente, descubriendo a los cuatro vientos que es un bicho raro (aka alienígena) y dejando a todos patidifusos. Esta claro que el guionista (David S. Goyer) no ha leído cómics de Superman, ni siquiera este: "Identidad Secreta". Buena parte de todos los cómics, y la propia idea de Superman, se cimientan en la dualidad Kent/Superman, en el eterno problema de revelar o no tu identidad, de proteger lo que mas quieres con ella (y no sólo de Superman, si no de casi todos los super-héroes), y aquí se la cargan a más no poder. En este sentido hay cientos de perlas parecidas, como ese: "Qué me crié en Kansas" o cosas así. Es demencial.

Pero es que no acaban ahí las meteduras de pata en la historia. Todo lo "actual", todo lo que acontece a Superman está difuso, mal contado, deslavazado y sin sentido. No se entiende el enamoramiento en segundos con Lois Lane, que le revele en segundos su identidad, y que lo primero que haga Superman tras presentarse al mundo (bueno, a los militares) sea pedir que libren a la Lane. ¿estamos tontos o qué?...siguiendo con que la química entre Henry Cavill y Amy Adams es nula. El beso final es impostado, queda horrible y no hay nada. 

Las escenas de acción son nefastas. No se sabe quién pega a quién, quién es quién en cada momento y todo se convierte en un mareo continuo. Y no, no fue por el 3D (que no aporta nada a la cinta en general), ya que esto me lo han confirmado los que la han visto "normal". La escena de destrucción de Metrópolis final es idéntica a las mierdas que nos ha dado Bay en las tres entregas de Transformes, de hecho, como decía más arriba pasa por una de ellas. Lamentable.

El final es lamentables. Superman se da cuenta que tiene que matar a Zod cuando este está a punto de quemar vivos a una familia. Vale, perfecto. Anteriormente entre Superman y el séquito de Zod han matado a cientos de miles en sus peleas....pero nada...hasta que no "encañona" a unos no se da cuenta de lo que tiene que hacer. Patético.

El guión tiene agujeros que son sonrojantes de la vergüenza ajena. Eso de que envíes hace 25.000 millones de años una nave a la tierra desde Krypton...y cuando Kent la encuentra 25.000 millones de años después...curiosamente contiene su traje de Superman que estaba ahí esperándole. Bochornoso, de risa. Pero es que así, hay muchas cosas, de verdad, demencial.

Lo único que se salva de la cinta (y por lo que le pondría un 3/10) es por el inicio en Krypton (una nueva manera de mostrar los últimos días del planeta) y los flashbacks de Clark de niñoRussell CroweKevin Costner y Diane Lane lo hacen muy bien. Bueno, todo salvo la parte del Tornado que es PATÉTICA. 

En fin, una cinta de acción, con muchísimos efectos especiales que no sirven para nada. Qué no cuenta nada (nuevo) y lo hace de manera liosa, deslavazada y que no te enteras. Una cinta que es un despropósito y que mejor olvidarla. Una pena.

lunes, junio 17, 2013

El Vuelo

La película del fin de semana. Tenía muchas ganas de ver esta cinta de  ya que tenía muy buenas críticas, sobre todo por el gran hacer de . Y ha sido un poco agridulce. Me parece una película que tiene unos grandísimos momentos, una narración espectacular durante buena parte de ella, pero por otro lado comete errores de bulto y finalmente, es cerrada de una manera mezquina y moralizante que no encaja para nada con el tono y el planteamiento del filme. Una pena.

Esta "El Vuelo" cuenta la siguiente historia: "El Capitán Whip Whitaker (interpretado por ) es un piloto de avión alcohólico y adicto a la cocaína, así como al riesgo. En vías de divorciarse con un hijo adolescente tiene todas las papeletas para ser un desastre, y sin embargo se convierte en un héroe al realizar una maniobra IMPOSIBLE con un avión comercial y salvar casi un centenar de vida en un accidente increíble. De los 102 pasajeros, consigue que las bajas sean "sólo" 4 pasajeros y 2 tripulantes. Sin embargo, pese a ser un héroe para el país, se verá envuelto en la investigación ya que iba borracho en el avión, había consumido cocaína antes de subir y llevaba varios días de juerga."

La historia escrita así es un melodrama. Y lo es. No es una cinta de acción pese a los trepidantes minutos iniciales, magistralmente rodados por Zemeckis, culminando en uno de los mejores accidentes aéreos filmados en el cine contemporáneo. Sin embargo, como digo, es un melodrama centrado en las consecuencias de los actos del piloto (protagonista único de la película) y en como asistimos al descenso a los infiernos de él mismo. 

Lo primero que es destacable de la cinta es Washington. Es una cinta hecha a su medida. Sin embargo este magnífico actor da una de cal y una de arena. Tiene momentos sublimes de interpretación (todo el inicio, el accidente, la visita a su ex-mujer e hijo, el primer encuentro con Nicole, etc.) alternados con otros de piloto automático dónde hace gala de todos sus mejores tics y clichés adquiridos en su larga experiencia. No nos engañemos, es uno de los mejores actores del momento, merecidamente nominado al Óscar por esta interpretación, pero por momentos parece que se ponga en plan piloto (y nunca mejor dicho) automático y no quiera dar el 200%. Luego está  como Nicole que lo hace de maravilla en un pequeño papel pero importante. Don Cheadle y Bruce Greenwood están correctos, pese a ser dos grandes actores. Y finalmente destaca sobre todos ellos, incluso sobre Denzel un genial John Goodman. Su papel es pequeño, pero saca petróleo, además de ser crucial para el desenlace del filme.

Zemeckis está muy bien en la dirección, hasta el último cuarto de hora final. En lugar de cerrar la cinta en el desenlace del descenso a los infiernos del piloto, pone un epílogo FATAL, FEO, MANIQUEO y hasta con referencias a Dios que no pinta nada. De verdad, bochornoso. Es una pena que cometa un fallo garrafal alguien a quién la corrección política y la moralina podrían darle igual. A lo largo de la cinta también comete algún que otro desliz parecido, pero eran perdonables. Lo del final no.

En cuanto a la historia, el protagonista es un mal nacido de cuidado. No se trata de justificar al héroe ni de crucificar al asesino, ya que la cinta no creo que tome partido (excluyo el bochornoso final, que si es partidista y maniqueo) si no que deja al espectador que juzgue. Pues bien, mi veredicto es que nadie, absolutamente nadie, está por encima del bien y del mal, por muy diestro, bueno, excelso que sea en su trabajo, para hacerlo colocado de coca, borracho y demás. Nadie.
En fin, una cinta que se deja ver. Es buena, pero que ciertamente deja un regusto muy amargo con ese bochornoso final. Que incluso podría aun estar mejor interpretada, pese al magnífico trabajo de Denzel y John. Y que en definitiva, siendo un dramón de proporciones increíbles, tiene momentos para todos los gustos.

miércoles, junio 12, 2013

Wilt

Hacía tiempo que no me reía tanto, pero tanto, con un libro. Esa risa histérica, histriónica y salvaje. Durante los 5 días que he estado leyendo el libro en los autobuses que he cogido, las personas cerca de mí han debido de "flipar" cuando me hayan visto y oído reír a carcajada limpia. "Wilt" es una novela cómica BRUTAL e HILARANTE, de un humor unas veces fino y otras veces grueso. Sutil a veces, otras veces de caca-culo-pedo-pis, pero siempre, siempre, bien hilvanado y justo.

El libro tiene el siguiente argumento: "Asistimos a una porción de la vida del matrimonio Wilt. Una pareja inglesa, Henry profesor en una escuela de oficios y Eva, pues su mujer, que hace lo que le apetece hacer. Se soportan, comparten pocas cosas y en realidad parece que no tienen nada que ver el uno con el otro. Pero son un matrimonio. Henry, harto de su vida planeará darle algo de emoción a la misma, incluyendo el asesinato de su mujer. Justo en el momento que conoces a un extraño matrimonio de estadounidenses liberales. Y comenzará una vorágine de acontecimientos muy....bueno, acontecimiento."

"Wilt" es deudora de un humor muy inglés. Es decudora de una crítica EN TODO momento a una sociedad inglesa anclada en una educación férrea y sobria. Pero Sharpe la va a ridiculizar constantemente, tirando, al principio de estereotipos, pero luego de manera muy certera. "Wilt" critica el matrimonio, la crisis social, la crisis de valores, el compañerismo, la liberad, la represión, la religión, el engaño, la traición, la educación, el consumismo, etc. Sharpe no deja títere con cabeza.

Y todo lo hace desde la farsa, desde las bromas más duras y serias (el asesinato es una de ellas), desde la creación de personajes inverosímiles (Judy, la muñeca de plástico es uno de ellos, pero todos lo son), giros del argumento sorprendentes e inesperados, chistes de contenido sexual a raudales, y en general el tono de broma, SERIA, que es todo el libro.

Todos los personaje, como decía sin increíbles. Eva Wilt está hecha a lo bestia. Es una bestia descomunal, es energía pura. El Inspector Flint pasa del control absoluto a desmoronarse. Tiene situaciones hilarantes y protagoniza unos interrogatorios desternillantes. El sargento Yates es un contrapunto necesario al inspector. Luego están los Pringsheim, Gaskell y Sally, que son dos personajes tan descaradamente grotescos, que si fueran verdad, sólo podrían ser así. Y luego están las clases de Humanidades: Yeseros tres, Gas uno, Carne dos, etc. En si mismas, son pequeñas islas de crítica social. Magnífico.
Pero sin duda, el mejor personaje, un personaje ya de culto, mítico y deslumbrante es Wilt. Wilt representa a ese tipo de lo más normal, pero amargado por su vida. Por su esposa. Que a veces sueña con aventuras, con otra vida, con matarla. Pero que no tiene valor para hacer. Que no tiene agallas para enfrentarse a la rutina. Hasta que lo hace. Pero lo hace de manera desastrosa y la lía. No, comienza un holocausto a su alrededor. Y entonces, cuando todo se vuelve loco a su alrededor, él se crece. Entonces tiene agallas para enfrentarse y salir victorioso de todo. Increíble.

"Wilt" nos relata con cinismo y humor, negro en muchas ocasiones, las miserias del ser humano. Esas miserias que están ahí, debajo de la fachada de todos nosotros y que sólo salen a la luz en contadas ocasiones. Sharpe las destapa a base de carcajada limpia, a base de ridiculizarnos a nosotros mismos y a las situaciones que podríamos protagonizar todos.
"Wilt" está plagada de diálogos asombrosos. Cínicos, bastos, sutiles, pero todos ellos mordaces y con un humor cínico y brutal subyacente. Hay cientos de frases míticas repartidas por el libro. Si es cierto que el libro tarda en arrancar. El principio es un poco tosco y mucho menos cómico y humoristico (prácticamente nada) que el resto. Hasta que se desencadena el incidente en la fiesta (muñeca, bañera, etc.) que es HILARANTE Y BRILLANTE. A partir de ahí, cada capítulo es un "in crescendo" continuo, pasando por la escena nocturna en las obras, los interrogatorios, el barco, la vicaria, la fábrica de pasteles, y un largo etc. Desde que se desencadena la acción, la brutalidad cómica y el humor no paran

En fin, un clásico de la literatura. Un libro de humor muy ácido, bruto, descarnado y ciertamente inglés. Un libro que quizá cuesta al principio, pero que una vez pasada la barrera, no te dejará indiferente, no pararás de reír y de parte en cientos de frases míticas. Merece la pena, mucho.

lunes, junio 10, 2013

Auriculares Bliss (Altec Lansing)

Hoy toca entrada friki-tech sobre los últimos auriculares que me he comprado. Concrétamente unos Auriculares Bliss de la marca Altec Lansing (modelo concreto: MZX736MIC). Los antecedentes es que venía usando los "casos" de oreja del Samsung Galaxy Nexus, que son también "manos libres". Son muy buenos, buen sonido y funciona de maravilla, pero es cierto que el auricular, en la oreja, me quedaba un poco justo con rachas de un poco grandes. A veces, no me digas porqué, no me encajan del todo bien y se salían de la oreja. Tenía pensado comprar unos nuevos.

Los requisitos eran:
  • Compactos y pequeños.
  • Manos libres sencillo, sin botones de subir el volumen
  • El auricular debe ser pequeño, muy pequeño, y de almohadilla de goma.
He de reconocer que el requisito más difícil de cumplir es el de que el auricular sea muy pequeño. Lo quería así, para que quede encajado dentro de mi oreja, bien sujeto, no se caiga y haga de pantalla para que no sólo oiga bien, si no para que me aísle, todo lo que pueda, del ruido de fuera. Para mantener largas conversaciones con el móvil en modo "manos libres" por la calle, es fundamental.

No había mirado mucho en el mercado, pero cada vez que tenía oportunidad, pues miraba. Pero la solución, y muy buena por cierto, llego de mi compañero de trabajo Jagoba. Él se compró estos Auriculares Bliss de la marca Altec Lansing en Amazon España muy baratos. Más o menos tenía los mismos requerimientos que yo, aunque él quería dejar de "gorronear" los del iPhone 5 de su pareja, principalmente. Los vi, los probé y me encantaron. Compré unos inmediatamente, y en 2 días en mi mano. Los compré por 12,20€ puestos en casa y son geniales. El enlace al producto es este (ahora mismo aparece como agotado).

Lo que más destaca de ellos es que son realmente pequeños los auriculares. Si no te gustan así de pequeños, estos NO son los tuyos. A mi me caben dentro de la oreja (y la tengo más o menos pequeña), no se caen y queda de lujo. Lo siguiente es que son de buena calidad. Altec es una marca de prestigio, y estos son un buen producto. No son top de gama, ni mucho menos (son 12€, no nos olvidemos), pero la calidad del sonido es buena. 
Tiene un acabado en cristales. Es una acabado más o menos habitual en la marca, y queda muy aparente. El cable está forrado en tela, lo que hace que sea muy difícil que se enrede, y le da un aspecto de producto elegante y de buenos acabados. Además, el pack (en los 12€) incluye una funda para guardarlos con cierre metálico, y 10 fundas de repuesto de las "gomitas", que son 5 pares diferentes tamaños, para hacerlos algo más grandes o incluso más pequeños del que viene "puesto de serie". 
Por supuesto tiene un micrófono con un único botón para realizar, responder y finalizar las llamadas. 

En fin, me gustan mucho. Son pequeños, que era lo que yo necesitaba, buen sonido y un cable elegante y práctico, además de suficientemente largo. Por 12€, una marca prestigiosa, es un producto prefecto y con una relación calidad/precio inigualable.

viernes, junio 07, 2013

El Último Pasajero

Aún no se los libros que seguiré leyendo en lo que queda de 2013 (llevo 15 hasta ahora), pero ahora mismo, tras menos de 24 horas de haberlo acabado, "El Último Pasajero" de Manel Loureiro es, sin duda alguna, el libro del 2013. Una novela apasionante, con un ritmo vertiginoso, con una atmósfera sojuzgante, tétrica, violenta y dura. Una novela de terror muy pero que muy buena.

Antes de nada, por si no llegáis al final de mi crítica, el libro lo tenéis aquí para Kindle. Son 9,49€ que merecen mucho la pena. Qué digo, es un precio REGALADO para una novedad (salió el 27 de mayo, es decir, es una novedad novedosa de una gran editorial). La versión en papel vale 19,90€. Os recuerdo que Manel Loureiro es el autor de un libro que me gusto mucho, muy bueno "El Principio del Fin" (crítica aquí) que era el primero de la trilogía de Apocalipsis Z. Los siguientes "Los Días Oscuros" y "La Ira de los Justos" (click en el nombre para saltar a la crítica mía) pese a no ser tan buenos como el primero, también me gustaron mucho. Aquí, en "El Último Pasajero" cambia de registro, y se mete de lleno en el terror, pero lo hace con la misma buena mano, y sobre todo, con el mismo bien ritmo y ambientación.

El argumento de "El Último Pasajero" es el siguiente, extraído de la web de la editorial: "Agosto de 1939. Un enorme trasatlántico llamado Valkirie aparece flotando a la deriva en el Océano Atlántico. Un viejo buque de transporte lo encuentra por azar y lo remolca a puerto, tras descubrir que en ese barco tan solo queda un bebé de pocos meses…. y algo más que nadie es capaz de identificar. Setenta años después, un esquivo hombre de negocios decide ponerlo de nuevo sobre el agua y repetir, paso por paso, el último viaje del Valkirie. A bordo de él y atrapada en una realidad angustiosa y contrarreloj, la periodista Kate Killroy descubrirá que solo su inteligencia y su capacidad de amar podrán evitar que la nave se cobre de nuevo su siniestro precio en este viaje. Un trasatlántico a la deriva en medio del Atlántico Norte, unos misteriosos acontecimientos, ni un solo tripulante ni viajero."

Lo primero, este resumen que he copiado arriba no le hace justicia. El prólogo es BRUTAL. Sólo ese capítulo ya hace merecer la pena el libro. Desde ese primer capítulo quedas atrapado en la historia. Ya no puedes pasar del Valkirie, ya estás metido en una historia VERTIGINOSA y ENIGMÁTICA. Lo segundo que destaca es el RITMO ENDIABLADO de la historia y la pluma de Manel, con un estilo claro, directo y sencillo. Bravo por eso. De verdad, la historia es inquietante y adictiva a más no poder, pero el hecho de que en ningún momento desaparece la tensión y la velocidad es endiablada y vertiginosa hace que todo sea más redondo. Cómo decía, desde el prólogo Manel te atrapa y te sumerge de lleno en la historia y la acción. Asistimos, desde los ojos de Kate Killroy a una historia increíble, dónde el terror psicológico, el físico, las pesadillas y la muerte, se unen en contra de lo racional. Impagable.

Otra cosa indudablemente cojonuda del libro son los personajes. TODOS, absolutamente todos, están perfectamente construidos. No son guiñapos en manos del autor para hacerlos cambiar a necesidad, no. Son coherentes y bien descritos, para que el lector pueda saber como actuarán, como son, y poder quererlos y odiarlos. Pero sobre todo, hay un personaje que está bien hecho, que necesitaba estar bien hecho. ES EL BARCO, EL VALKIRIE. Es un personaje duro, frío y sin concesiones que marca toda la novela. Es el eje central sobre el que se embarcarán los demás. Y es terrorífico, amargo y calculador. Bravo.

Finalmente, además de ser una novela de terror psicológico, inquietante y demás, también tiene su parte de SF. Y se agradece lo natural y sencilla que está hecha. La mezcla del pasado con el presente, la "Singularidad de Cherenkov" y otros aspectos de la ciencia ficción están hechos de manera que encajan, sin fricciones en la historia y la hacen más rica. Muy buen acierto en no tratar de explicar lo que no se puede explicar y dejar que sea la imaginación del lector la que actúe.

En fin, un libro muy pero que muy bueno. Merece mucho la pena leer una gran novela de un autor gallego, que escribe con un ritmo endiablado, una historia inquietante y que encaja perfectamente. Y con un final redondo y perfecto, que encaja con toda la historia. Sin duda alguna, la novela del 2013. Gracias Manel Loureiro.