sábado, enero 31, 2009

La Calle de los Sueños Rotos


Por una vez, y sin que sirva de precedente, voy a ponerle el que sería el resumen de la MAGNÍFICA película de Sam Mendes. Revolutionary Road se podría titular como "La Calle de los Sueños Rotos", ya que la mirada del director, fría y distante como pocas, nos explica, con todo lujo de detalles, el dolor y el daño que pueden hacer los sueños que no se cumplen, sobre todo, cuando estos sueños han sido, al menos por unos segundos, el motor de la llama del amor.

Con un argumento extremadamente fácil, Mendes es capaz de montar una película muy profunda, llena de contenido y con una carga dramática excelente. "Frank (Leonardo DiCaprio) y April (Kate Winslet) se conocen en una fiesta, se casan y se mudan a una coqueta casa unifamiliar en Revolutionary Road, donde tienen dos hijos. Él entra a trabajar en el departamento de ventas de la empresa de maquinaria donde había trabajado su padre, a pesar de que nunca deseó acabar siendo como él. Ella intenta hacer carrera como actriz, pero sus intentos no la llevan a ningún sitio. Tras una representación fallida, April se sume en una crisis de autoestima y ambos mantienen una acalorada discusión matrimonial."

El retrato psicológico y de personajes que se hace en esta película es insigne, agudo, devastador. Se dibuja a estos dos seres a través de unos diálogos maravillosos, que los presentan como personas inteligentes, imaginativas y demasiado aventajadas socialmente para el tipo de vida que les ha tocado vivir. Pero también se plantea la posibilidad de que hubiesen sido ellos quienes se hubiesen creado expectativas demasiado altas con respecto a sus existencias y quienes se hubiesen creído más especiales de lo que eran.

Las interpretaciones de ambos actores son MARAVILLOSAS, PERFECTAS. Disfrutada en versión original se puede apreciar el trabajo que hacen ambos, para mantener los diálogos y las discusiones. La película, y están avisados quienes me lean, se basa casi exclusivamente en dichos diálogos (así que huyan los que no les guste esto), y el peso, la responsabilidad es exclusiva de los actores. En papeles muy difíciles y de gran exigencia, tanto ella (qué resulta a la postre la mejor de los dos) como DiCaprio lo dan todo para lograr unos personajes complejos, cambiantes, cargados de sentimientos y de anhelos. Los intérpretes nos dejan ver, sin decírnoslo directamente, todo lo que pasa por sus cabezas y sus corazones. Cada uno en un grado de madurez intelectual diferente, pero también con distintas capacidades para adaptarse, son a la vez el contrapunto perfecto y el complemento perfecto el uno del otro.

En el apartado técnico ya conocemos el estilo de Mendes. El gran gusto estético de este director. Su clasicismo nos ofrece planos grandiosos, con encuadres en los que la colocación de cada personaje y de cada elemento tiene un significado o una posible interpretación icónica. Con estilo clásico no quiero decir rancio, sino canónico; pues durante todo el metraje percibimos un aire de modernidad que nos hace pensar que cualquiera de las cosas que estamos viendo podría darse en la actualidad de manera calcada. La distinción del diseño de producción nos presenta a unos protagonistas que se desmarcan del resto de las personas que los rodean. Pero hay dos cosas que sobresalen por encima del resto. Por un lado hay una maravillosa banda sonora de Thomas Newman. Los 15 últimos minutos son un ejemplo claro de como una historia, un drama, puede ser contado, comunicado, conducido por las notas de una música. Y acompañando la música están las imágenes compuestas por la fotografía de Roger Deakins (mejorando incluso su mejor trabajo anterior en "The Shawshank Redemption").

Finalmente, comentar que la escena final, la del clímax final (no la que cierra la película), es PRECIOSA. Delicada, dura, sin concesiones, pero preciosa. La dureza con la que Mendes es capaz de retratar lo que quiere es increíble, pero a la vez, fría, distante y sin concesiones. Sólo por esos 15 minutos merece la pena la entrada de cine. Y por favor, veanla en versión original, lo merece.
Reblog this post [with Zemanta]

jueves, enero 29, 2009

Joystick Vibration Force


Este sábado acabé en la cadena internacional de tiendas de electrodomésticos y electrónica Media Markt comprando un joystick. La historia es un poco larga, pero se resume en que yo tenía uno muy bueno, de una muy buena marca de estos accesorios (Logitech) pero ha debido de desaparecer. Bien porque se ha tirado a la basura o bien porque no lo encontramos, pero sea como fuere, quería tener uno para poder jugar a un par de simuladores de vuelo. Así que me decidí a comprar el más barato de entre los más baratos, todo sea que luego no lo use mucho, y tire le dinero.

Por 19€ pillé este Rainbo Joystick Vibration Force. Una marca "nisu" pero que me ofrecía todo lo que necesitaba y más barato no se puede comprar. Los mismos, de marcas buenas, no bajaban de 50€-55€. Había alguno de más de 80€...donde vas con eso...

El joystick de Rainbow Computer World (el fabricante) es robusto, incluso algo feo, con un diseño raro, eso si, con una buena base y como decía, un precio sin competencia. Lo que ofrece es:
  • El Joystick Vibration Force incorpora 6 botones asignables, un acelerador y un conmutador tipo HAT para controlar cualquier situación desde cualquier ángulo.
  • Un plataforma para apoyar la mano, ya que está especialmente pensado para que los usuarios puedan pasar jugando tanto tiempo como deseen.
  • Gran estabilidad para evitar que el joystick se mueva de su posición original, con una buena base.
  • Utiliza una conexión USB 1.1 “plug & play”, con lo que sólo es necesario conectarlo al puerto del PC para empezar a jugar.
  • Vibración con un potenciómetro configurable.
  • El Joystick Vibration Force tiene una garantía de tres años.
En fin, esto es lo que hay por 19€.

Lo quiero para jugar a un par de simuladores. Por un lado, está el F 14 Fleet Defender. Un genial simulador de Microprouse de cazas. Bueno, del Caza, del F 14 Tomcat. Y por otor lado, está el X Wing Alliance. Hace más de 8 años no lo terminé del todo, y estoy convencido de hacerlo ahora.
Reblog this post [with Zemanta]

martes, enero 27, 2009

Coche alquilado: Golf


El coche alquilado de esta entrada ha sido un Volkswagen Golf GT. Un coche por encima de lo necesitado en el alquiler, pero que por razones meteorológicas, me tuvieron que dar. Básicamente porque en la oficina de alquiler se quedaron sin luz por el temporal, y al no poder abrir el garaje, tuvieron que dar coches desde el aeropuerto, y me tocó lo que había, supongo.

El coche tiene poco que presentar. Es un deportivo de una marca impecable. Los acabados son geniales, el equipamiento muy completo, y el motor muy bueno. Es un coche que no tiene pegas, salvo que para mi gusto es pequeño, pero nada más. Una de las cosas que más he necesitado, de las tecnológicas que monta, son los "limpia" automáticos de esos con sensor de lluvia. últimamente los estoy usando mucho, en el coche de mi padre por ejemplo, y estoy convencido de que es un avance tecnológico. Así como el tema de las luces automáticas y el control de velocidad.

Le he hecho 746 kilómetros. De los cuales, salvo 60-70, todos han sido por autopista a 125 km/h. El consumo ha sido de 6,4 l/100 lo que no está nada mal para un coche de este segmento.

Sin más, un coche de gama alta, quizá algo caro normalmente, pero de una calidad impecable.
Reblog this post [with Zemanta]

lunes, enero 26, 2009

The Curious Case of Benjamin Button


La otra película del fin de semana ha sido un estreno por todo lo alto, en versión original para disfrutar al 100% del trabajo de los actores, director y guionista de The Curious Case of Benjamin Button. La película es ciertamento muy buena, es impresionante el trabajo de David Fincher en la dirección, de Eric Roth en el guión, así como de Brad Pitt y Cate Blanchett (principalmente) en las interpretaciones. Pero siento decir, que no puede considerarse una grandísima película o una obra maestra, porque viene lastrada por algún que otro momento donde la historia se pierde, a mitad de metraje, algunas escenas que no quedan nada bien, y sobre todo por una duración un tanto excesiva, más de 160 minutos.

"The Curious Case of Benjamin Button" se basa en un relato corto del gran escritor estadounidense F. Scott Fitzgerald. Brad Pitt es el protagonista de esta fantástica historia, es Benjamin Button, una persona que envejece al revés que el resto de los seres humanos. Es decir, nace viejo en forma de niño bebe, y mientras su mente crece y se desarrolla normalmente, su cuerpo va rejuveneciendo. Algo increíble.
El trabajo de Fincher en la dirección consiste en crear escenas dramáticas, cómicas y hasta de acción y aventuras con el nexo de unión de un hombre que mientras comprende el mundo, su cuerpo envejece. No faltan las referencias a la inmortalidad, la fidelidad, el amor, el problema de ver a los seres queridos morir, etc. No son simples referencias de pasada, sino que son pequeñas historias inmersas en la trama central, que no es ni más ni menos que ver como desencadenará el final de Button.

La historia está lastrada, como decía más arriba, por la longitud de la misma. Son tantas las cosas que se quieren contar, y tan poco el espacio cinematográfico, que al final se hace eterno. Por el camino hay demasiadas historias que al final, tengan o no sentido, algunas acaban, otras no, etc. Este es el problema central de la película. El otro, a mi juicio, es que el gran flashback con el que está montada la cinta, le resta algo de originalidad y credibilidad a la cinta, y la tensión madre-hija del mismo, no sirve para mucho. Así como mezclar el Katrina en todo esto, que tampoco lo entiendo.

En los apartados técnicos de la misma, hay que reconocer que el diseño de producción es extenso y bueno. Se pasan por muchas épocas, y todas ellas parecen estar muy bien representadas. En cuanto a maquillaje y efectos especiales perfecta. No sólo hay que representar a un viejo de 70 años en el cuerpo de un niño, sino que la evolución de Pitt está magistralmente hecha. Finalmente, la banda sonora original de Alexandre Desplat es muy buena.

En el apartado de las interpretaciones, como decía, tanto Brad Pitt como Cate Blanchett son las estrellas principales. Eso si, Pitt tarda un poco en despegar y hacer creíble algunos momentos de su personaje, y casi ha pasado una hora de metraje cuando empieza a destacar como intérprete. La Blanchett está magnífica, también creciendo y cambiando como lo necesita su personaje. Julia Ormond está bien, sin grandes necesidades para un papel sencillo. Y como siempre, Tilda Swinton está magnífica también. Tiene un personaje importante pero quizá breve, pero se como literalmente al Pitt en las escenas. Es una actriz con mucha fuerza, y sobre todo, sabe usar su físico y sus expresiones como ninguna.

En fin, una cinta que merece la pena muy mucho verla. Lo siento, merece la pena verla en versión original. El diálogo y la voz en off son fundamentales en la historia, y oir a los personajes con su voz, sobre toda la evolución de niños a adultos y viceversa es IMPRESCINDIBLE. Lo siento por los que la verán doblada, ya que verán una mutilización de la misma.

domingo, enero 25, 2009

Timeline


En un viaje de trabajo, a Londres (bueno a Richmond), en 2001 me compré uno de los últimos libros (por aquél entonces) del escritor Michael Crichton. No es de mis autores favoritos, pero es resultón y entretenido, y sobre todo, fácil de leer en inglés, ya que lo compré en una tienda en el propio Richmond. Aquel libro era "Timeline" y trataba de unos chicos historiadores y arqueólogos que estando estudiando un asentamiento francés (pueblo y castillo de la región de Dordogne) muy famoso por una batalla, se ven envueltos en un viaje en el tiempo a dicho lugar. Pasando del 2000 al 1357.

Tiempo después, en 2003 se hizo la película basada en el best seller, y hasta este fin de semana del 2009 no he podido verla. El reparto es conocido, o al menos hay rostros conocidos, destacando Paul Walker, Frances O'Connor, Billy Connolly, David Thewlis, Gerard Butler y Anna Friel. La película la verdad es que es bastante fiel al libro, y al menos, no han trastocado los pilares de este.

La cinta resulta entretenida, mezclando las aventuras en el ámbito medieval con la ciencia y las idas y venidas en el tiempo. Los 116 minutos pasan volando, y la escena final, crucial en la historia de la misma, es entretenida. Sin más, es una cinta de aventuras para pasar un rato. Si es cierto que carece de los atractivos del libro, donde el bueno de Crichton se hacía fuerte, que es en tratar de hacer creíble la historia. Para ello, había muchos puntos donde se conectaba el pasado con el futuro, detalles insignificantes a primera vista pero que luego eran súmamente reveladores. En la cinta, por aquello de que el espacio es más corto en la película que en el libro, se han limitado a dejar un par de ellos (las gafas y la tumba misteriosa), pasando muy por encima de ellos. Es decir, el libro es mucho más interesante, tan lleno de acción como la cinta, pero mejor desarrollado.

Los actores es tan bien, sin más. Tanpoco se puede pedir mucho a Paul Walker (que ese año se haría "famoso" por 2 Fast 2 Furious) ni a la compañera femenina Frances O'Connor. El único que hace un poco más de lo que se le pide es Gerard Butler (años más tarde se haría famoso por "300"). Por un lado, porque su personaje André Marek es mucho más interesante y tiene más momentos para lucirse, y por el otro, porque es el mejor actor del reparto. Por otro lado, Neal McDonough está desaprovechado, pudiendo dar más de sí.

En fin, una cinta para pasar un rato agradable, que podría haber sido un bodrio más adelescente, y sin embargo, tiene gancho y entretenimiento a raudales.

viernes, enero 23, 2009

Arte Et Impetus


Así se llama el galgo al que hoy he apostado 2 euros. Bueno, hemos apostado seis compañeros de trabajo (o sea 12 euros en total) a que este galgo (o podenco) ganaba la carrera de las 15:47 en Swindon. Y vaya, hemos perdido.

La cosa ha sido muy curiosa, e ilustra lo que "enganchan" las apuestas deportivas, y los 40 o 50 minutos que hemos pasado de risas, son un claro ejemplo de porqué funcionan estos locales. Se trata de un bar, donde desde hace muchos años a veces vamos a tomar algo al salir del trabajo, que desde siempre ha tenido máquinas tragaperras de esas. Conectadas y demás, que tenían un bote o "jackpot" y que hacían que el local, a parte de ser un bar como todos, se llamara casino. Vamos ahí porque nos conocen, tienen buenos pintxos y nada más. Nunca he visto jugar a nadie de mis compañeros a nada. Desde agosto de 2008 se legalizó en Bilbao (como en Madrid) el tema de los locales de apuestas de portivas, y varias compañías han puesto locales en Bilbao, tanto en bares como en estadios deportivos. Y habíamos visto que en este bar tenían un despliegue de pantallas planas y demás impresionante, pero hasta hoy, no había prestado atención.

Y ha sido cuestión de minutos, el probar como era eso de las apuestas. Primero hemos visto n carreras de galgos y caballos, enterándonos de como iba. Además hay apuestas de fútbol para el fin de semana. Se puede apostar a todo. Desde lo tradicional del resultado, hasta quien marca el primer gol, quien o que equipo saca el primer corner. Como quedarán al descanso, etc. Y la información es mucha, pero sobre todo, cuanto se paga cada apuesta. Por ejemplo, en el partido de este fin de semana, Almería vs Athletic Club de Bilbao, se paga nada menos que 1 a 23 la siguiente apuesta: Al descanso gana el Athletic pero al final del partido gana el Almería.

Pero eso eran apuestas a dos días vista..lo interesante era que puedes apostar por carreras que empiezan en unos minutos y que puedes seguir en directo. La de galgos y caballos. Y así ha sido. En un momento hemos pasado de no saber de galgos a ver si apostábamos un triple (primero, segundo y tercero, de séis perros acertados). Y claro, seis tíos para ponerse de acuerdo donde perdían los 12€...que si este no me gusta, que si este parece un matao, que si este está 1 a 7, que si este está 1 a 4,5, que si los galgos recuperan muy rápido, que si patatín.... Al final, todo a que gana el galgo número 4, Arte e Impetus. Una carrera de 480 metros. Y ha salido mal, le han cerrado, y perdió sus opciones. Luego ha remontado y ha quedado tercero. Pero ni hablar del peluquín de los 54€ que nos darían (se pagaba a 4,50€). La carrera ha sido (en internet está todo, claro):

Lo que decía al principio es que nos hemos reído un montón, pero se ha podido observar, con toda claridad, como iba creciendo la atención, la emoción y las ganas de jugar. Cómo el hecho de apostar cambia la situación (no ha sido lo mismo las n carreras anteriores y LA CARRERA). Y es muy fácil entender porque hay gente que pierde fortunas, se engancha enfermizamente y no se controla. Hay que saber muy bien donde están los límites de las cosas, y saber, que no, que no existe el dinero fácil.
Reblog this post [with Zemanta]

jueves, enero 22, 2009

Literatos

A raPhilip K.Image via Wikipediaíz de un comentario en la oficina el otro día, me veo con ganas de abordar una lista. Como todas las listas de "Mejores en..." es subjetiva, personal, probablemente intransferible y equivocada, pero es mía. El comentario fue, de uno de mis compañeros de trabajo, que George R. R. Martin (del cual os he hablado en varias ocasiones, a raíz de "Canción de Hielo y Fuego" y "Los Viajes de Tuf") era el "nuevo Tolkien" y que era un escritor que ha aportado muchísimo a la literatura. Mi oposición a dicha afirmación es clara. Y eso, que incluso el compañero se permitía el lujo de añadir que no lo decía por él mismo, que reconoce que no ha leído mucho ni a muchos, sino porque lo decían los que saben de literatura, los entendidos. ¿Entendidos en qué? En cada disciplina artística (Cine, literatura, pintura, escultura, etc...) hay una serie de valores que son más o menos comunes, pero a la hora de valorar, criticar y ponderar, no hay nadie que tenga la verdad absoluta, y mucho menos, sepa siempre distinguir el blanco del negro.

Sobre Martin, no niego sus cualidades como escritor de fantasía, y su frescura, pero incluso después de leerle como escritor de ciencia ficción, me parece mejor autor en esta última categoría que en la de "Canción". Además, como aporte a la literatura universal, a mi parecer, está muy por debajo de 20, 30, 40 o más escritores y poco ha aportado. Y ahí está el objetivo de este post, hacer una lista de esos escritores, de los que he leído CLARO ESTÁ, que para mi son los mejores, los que más han aportado en general y en particular, y los imprescindibles. Y muy a pesar de mi compañero, no está Martin, y casi no creo que esté Tolkien.

Por lo tanto, a continuación y realizada a la carrera, pongo la lista de muchos autores que he leído y que me han maravillado, vuelto loco, enganchado, apasionado o simplemente, que su literatura es tan universal y necesaria, que no hay que perdérsela. Claro, la mayoría de ellos serán de cienca ficción y fantasía, ya que es lo que más he leído. Ojo, la lista no es un TOP, es decir, no tiene un orden de mejor a peor o viceversa, es un lista desordenado, según va saliendo, supongo, del corazón y la razón:
Y me dejo cientos de autores. Si tuviera tiempo, además, haría un pequeño comentario de cada uno, pero es lo que haygrave of Sir Arthur Conan DoyleImage via Wikipedia.
Reblog this post [with Zemanta]

miércoles, enero 21, 2009

Abandonware y juegos antiguos

Ante todo, esta entrada no es para hablar de piratería, derechos de autor y demás. No porque no me interese, ni tenga ganas de una buena discusión a cerca de ello, nada más lejos de la realidad, sino porque el ánimo de la entrada de hoy es para recordar juegos de hace más de 16 y 18 años...pues no ha llovido nada.

Según la Wikipedia, Abandonware son aquellos programas y videojuegos a los que la compañía y/o empresa dueña del material considerado abandonware no invierte en la protección del mismo mediante derechos de autor o Copyright, cuyos derechos son los que protegen contra la piratería. También se refiere a aquellos programas y videojuegos descatalogados o difíciles de encontrar en venta, debido a su antigüedad. Generalmente estos programas tienen, como mínimo, alrededor de 5 ó 10 años, pero se trata de un tiempo aproximado ya que este puede variar según el tiempo real de comercialización del producto. En muchos casos la empresa creadora desapareció, haciendo imposible la adquisición de nuevas licencias.

Ayer a la tarde-noche instalé en casa dos juegos a los que jugaba en el 90 y en el 92 y que se pueden considerar abandonware. ¿Os acordáis de aquellos años? Pues bien, mucho ha cambiado en el mundo en general y en los juegos en particular desde hace esos años, pero aún así, los juegos siguen siendo muy buenos, obviamente, con las limitaciones. A ver si recordáis estos juegos:


Stunts - 4D Sports Driving: Era un fantástico juego de coches cuya primera versión vio la luz en 1990. Hubo dos compañías que sacaron este juego al mercado, Broderbund y Mindscape, esta última lo sacó con el nombre 4d sports driving, nombre de la saga de juegos "4d sports". Se puede escoger entre varios modelos de coches deportivos. Stunts va más allá de una simple carrera de coches, podemos encontrar en los circuitos cambios de rasante, looping, saltos increíbles y de más obstáculos que nos harán perder la cabeza, y si además añadimos que podemos grabar, reproducir nuestras carreras, accidentes, saltos a cámara lenta, stunts se convierte en un juego realmente divertido para los fanáticos de los juegos de coches. Después de pasarnos horas jugando descubrimos que posee un editor de circuitos para que nos volvamos como niños haciendo circuitos enredados e imposibles. En la red se pueden encontrar cientos, miles de circuitos creados por otros tantos usuarios, y así, disfrutar del juego interminablemente.

Los gráficos son de 1990, muy reducidos, pixelados, pero aún así, la jugabilidad, y los desafíos de tiempo que suponen los circuitos infinitos que puede tener, hacen del juego una maravilla.

Links 386 Pro Golf: Juego de Golf de la compañía Access Software de 1992. Es un simulador profesional de Golf, y fue mi primer juego de golf "serio" y que me permitió conocer los términos de golf, así como las técnicas del mismo. Para ser 1992, tenía unos gráficos híperrealistas, y además permitía jugar contra jugadores virtuales grabados con anterioridad. Es decir, cualquier jugador del mundo hace su partida, la guarda y la puede pasar a otros usuarios. Esos usuarios pueden jugar esos mismos hoyos contra la partida grabada. Además, tenía varios recorridos de pistas de famosos clubes de golf de todo el mundo. Es decir, las pistas reales llevadas a la digitalización. Lo que permitía "viajar" virtualemente a dichas pistas. Otro de los aciertos es la posibilidad de guardar y compartir golpes guardados (además de partidas como decía antes). Estos golpes permitían "fardar" ante tus amigos :)
Impresionante. Hace mucho tiempo que no veo juegos de golf actuales, pero creo que desde 1992 poco se ha podido mejorar a este Links 386, ya que lo tiene todo.

Después de esto, me salta la siguiente pregunta: ¿Cómo es posible que en una industria que ha cambiado tanto en desde 1990 y 1992, y cuyos cambios tecnológicos han sido brutales, dos juegos de hace más de 16 años sigan siendo "buenos"? ..sin más.
Reblog this post [with Zemanta]

martes, enero 20, 2009

The Spirit Of Man

This morning, when I was going to work and I was listening to some music in my iPod, some question came to my mind. Does the meaning of a song change when you understand the lyrics? I mean, when you listen to some foreign music (i.e: English one) you may or may not understand English and of course, understand the lyric. So, if you not, music piece will only makes you feel something from its sound. But if you do understand lyrics song will produce something different to your feeling.

Probably 90% of the music I listen to comes from English speakers. And, for sure, I can not think about what different would be this music if I do not understand what singer is telling through these lyrics. Fortunately, nowadays if very easy to get lyrics (from internet I mean), so review your favorite songs, listen to them carefully and reading at the same time lyrics is a very beautiful experience, and finally, if you get all the meaning from the lyrics, it increases a lot.

In this way, this morning I was listening to a very special track from Jeff Wayne's Musical Version of The War of the Worlds: The Spirit of Man. I like it very much. As I told you in another entry, I was a child when I heard from this theatrical piece. Of course, then I did not understand anything, but whole master piece made very special feeling in that little boy. Some time later, I learnt English, and I could understand whole music. Later on, I read H. G. Wells' The War of the Worlds and I could understand whole history. So, The Spirit of Man is one track from this beautiful music piece, and its lyrics is remarkable, please enjoy it (song starts at 1:06, after a short dialogue):




PARSON: Listen, do you hear them drawing near in their search for the
sinners?
Feeding on the power of our fear and the evil within us
Incarnation of Satan's creation of all that we dread
When the demons arrive those alive would be better off dead!

BETH: There must be something worth living for
There must be something worth trying for
Even some things worth dying for
And if one man can stand tall
There must be hope for us all
Somewhere, somewhere, in the spirit of man

PARSON: Once there was a time when I believed without hesitation
That the power of love and truth could conquer all in the name of salvation
Tell me what kind of weapon is love, when it comes to the fight
And just how much protection is truth against all Satan's might

BETH: There must be something worth living for
There must be something worth trying for
Even some things worth dying for
And if one man can stand tall
There must be some hope for us all
Somewhere, somewhere in the spirit of man

People loved you and trusted you, came to you for help

PARSON: Didn't I warn them this would happen?
Be on guard, I said.
For the Evil One never rests.
I said exorcise the devil.
But no, they wouldn't listen.
The demons inside them grew and grew.
Until Satan gave his signal.
And destroyed the world we knew.

BETH: No, Nathaniel
Oh no Nathaniel!
No, Nathaniel, no
There must be more to life
There has to be a way
That we can restore to life
The love we used to know
Nathaniel, no
There must be more to life
There has to be a way
That we can restore to life
The light that we have lost

PARSON: Now darkness has descended on our land and all your prayers cannot save us

Like fools we've let the devil take command of the souls that God gave us

To the altar of evil like lambs to the slaughter we're led
When the demons arrive, the survivors will envy the dead!

BETH: There must be something worth living for

PARSON: No, there is nothing!

BETH: There must be something worth trying for

PARSON: I don't believe it's so

BETH: Even some things worth dying for
If just one man could stand tall
There would be some hope for us all
Somewhere, somewhere in the spirit of man

PARSON: Forget about goodness and mercy - they're gone.
Didn't I warn them...
Pray I said.
Destroy the devil, I said...
They wouldn't listen.
I could have saved the world.
But now it's too late.
Too late!!!

BETH: No, Nathaniel
Oh no, Nathaniel
No, Nathaniel, no
There must be more to life
There has to be a way
That we can restore to life
The love we used to know

Nathaniel, no
There must be more to life
There has to be a way
That we can restore to life
The light that we have lost

PARSON: Dear God! A cylinder's landed on the house! And we're underneath it - in the
pit!

JOURNALIST: The Martians spent the night making a new machine. It was a squat,
metallic spider with huge articulated claws - but it, too, had a hood in which a Martian
sat. I watched it pursuing some people across a field. It caught them nimbly and tossed
them into a great metal basket upon its back.

PARSON: Beth! She's dead! Buried under the rubble. Why?
Satan! Why did you take one of your own?
There is a curse on Mankind.
We may as well be resigned.
To let the devil, the devil take the spirit of man

JOURNALIST: As time passed in our dark and dusty prison, the Parson wrestled
endlessly with his doubts. His outcries invited death for us both - and yet I pitied him.

Then, on the ninth day, we saw the Martians eating. Inside the hood of their new
machine, they were draining the fresh, living blood of men and women and injecting it
into their own veins.

PARSON: It's a sign! I've been given a sign! They must be cast out and I have been
chosen to do it. I must confront them now!

JOURNALIST: No, Parson, no!

PARSON: Those machines are just demons in another form! I shall destroy them with
my prayers! I shall burn them with my Holy Cross! I shall -

JOURNALIST: The curious eye of a Martian appeared at the window-slit,
and a menacing claw explored the room. I dragged the Parson down to the coal
cellar. I heard the Martian fumbling at the latch. In the darkness I could see the claw
touching things, walls, coal, wood, - and then it touched my boot! I almost shouted! For
a time it was still and then, with a click, it gripped something. The Parson! With slow,
deliberate movements, his unconscious body was dragged away... and there was nothing
I could do to prevent it.

I crept to the blocked window-slit and peered through the creeper. The Martians and all
their machinery had gone! Trembling, I dug my way out and clambered to the top of the
mound. Not a Martian in sight! The day seemed dazzling bright after my imprisonment,
and the sky a glowing blue. Red Weed covered every scrap of ground, but a gentle
breeze kept it swaying and oh! the sweetness of the air!

JOURNALIST: Again, I was on my way to London, through towns and villages that
were blackened ruins, totally silent, desolate, deserted. Man's empire had passed away,
taken swiftly and without error, by these creatures who were composed entirely of
brain. Unhampered by the complex systems which make up man, they made and used
different bodies according to their needs. They never tired, never slept and never
suffered, having long since eliminated from their planet the bacteria which cause all
fevers and other morbidities.

ARTILLERYMAN: Halt! Who goes there?

JOURNALIST: Er - friend.

ARTILLERYMAN: Be on your way. This is my territory.

JOURNALIST: Your territory? What do you mean?

ARTILLERYMAN: Wait a minute - it's you! The man from Maybury Hill!

JOURNALIST: Good heavens! The Artilleryman! I thought you surely burned.

ARTILLERY MAN: I thought you surely drowned.

JOURNALIST: Have you seen any Martians?

ARTILLERYMAN: Everywhere. We're done for all right.

JOURNALIST: We can't just give up.

ARTILLERYMAN: Course we can't. It's now we've got to start fighting - but not
against them 'cos we can't win. Now we've got to fight for survival, and I reckon we can
make it. I've got a plan.

domingo, enero 18, 2009

Bolt


La animación es un género que permite muchas cosas, sin embargo, es una pena que cuando Disney, de la mano de John Lasseter (uno de los genios de Pixar Animation Studios), parecía que iba a dar un giro a sus producciones, siga por los mismos derroteros. No me mal interpretéis, no. "Bolt" no es mala, ni mucho menos, es un producto de gran calidad, entretenido, ameno, ligero, sencillo, nada largo (93 minutos) pero dista mucho de ser genial, y sobre todo tan genial como otras producciones (de animación) que si se atreven a ir más allá, y sobre todo, no tiene ni punto de comparación con la reciente "WALL·E" (que ya os conté en su día), ni con anteriores trabajos de los mismos "genios", tales como "Monsters, Inc." (la mayor maravilla de Lasseter), "Finding Nemo" o "The Incredibles".

Bolt’ es la historia de un perrito actor al que le hacen creer que todo lo que ocurre en su serie es real. Bolt (con la voz grave de John Travolta) piensa que es un súper-perro que tiene un ladrido que destruye varios kilómetros a la redonda, que puede saltar veinte o treinta metros, que posee súper-fuerza y que corre a la velocidad del rayo que tiene tatuado en su lomo. En cada capítulo que rueda salva a su querida Penny (Miley Cyrus), una niña, de las garras del malvado doctor Cálico (el inquietante Malcolm McDowell). Cuando los ejecutivos de la cadena fuerzan a que se deje la serie en un cliffhanger televisivo total, el perro cree que su dueña está en peligro y escapa de su caravana para salvarla. Una vez en el mundo real, tendrá que enfrentarse al hecho de que no tiene poderes, que realmente no sabe comportarse como un perro cualquiera, y encima, cargar con una gata (Susie Essman) que le enseñará lo que es la vida, y un hamster que le ayudará en sus aventuras.

La cinta es ciertamente predecible, no sólo porque sea un producto Disney, sino porque el viaje que realiza el personaje se viene venir. Pero ojo, la evolución está bien lograda porque al comienzo del film los personajes están tan asentados en sus formas de ser opuestas que no te imaginas que puedan cambiar. Cuando esa mutación se produce, es paulatina y creíble, no brusca y sin justificación. Bolt se convierte en vulnerable al conocer que no tiene poderes, pero eso también le sirve para vivir una vida más auténtica. Y la gata se ablanda al comprobar que es posible que los humanos ofrezcan cariño. Todo esto está muy bien definido y es un gran acierto.

Los personajes son el otro punto fuerte. No sólo porque verla en versión original merezca cien veces más que doblada, sino porque además, son una mezcla entre graciosos y dramáticos, con lo que ganan mucho. El personaje del hámster hiper activo, aunque no tenga evolución, es el más gracioso. Es un "robaplanos" total, y hace las delicias cómicas de la cinta. Las palomas con diferentes acentos también son buenos alivios cómicos, además que el aire de "locas e idas" que se les pone, les queda ni que pintado a dichos animales.

El diseño de la animación es mediano estéticamente, o al menos no es tan genial como se podría esperar de Disney a finales del 2008, pero lo que sí está conseguido son los gestos y movimientos. Así que Bolt, cuando intenta ser mono y poner carilla de pena, resulta bastante convincente. Las escenas emotivas funcionan y el final es conmovedor. La mejor escena, sin duda, es la del inicio, que es trepidante y te deja sin respiración, como si de una película de 007 se tratara.

Lo peor del filme, la cancioncita, que hay que meterla con calzador y desperdiciar toda una escena, y algunos momentos sueltos por la mitad del metraje, en ese viaje que realizan el perro, el gato y el hamster hiper activo.

Como decía al principio, una cinta correcta, entretenida, divertida, emotiva y de animación buena..pero de la que se debería esperar más, y que no puede competir con otras cintas de animación actuales, ni pretéritas.
Reblog this post [with Zemanta]

miércoles, enero 07, 2009

Gran Torino


Ya estamos de nuevo aquí, con la crítica de otra película que aún no se ha estrenado en nuestro país. Se trata de la última película del GENIAL DIRECTOR E INTÉRPRETE Clint Eastwood. Escribiendo estas líneas, me entero que tras esta película, dirigida e interpretada magníficamente por él, ha decidido retirarse de la interpretación. Aunque lo cierto es que no sorprende, la noticia de que Clint Eastwood se retira de la interpretación no deja de ser notoria y triste. Con 78 años a sus espaldas, una extensa filmografía y momentos inolvidables para la historia del CINE, Clint lo ha confesado, ha decidido dejarlo. Me voy a imaginar que preferirá seguir dándolo todo en la dirección, y que por eso, por el trabajo duro de compaginar ambas cosas, preferirá dejarlo aquí en el apartado de la interpretación. Según sus propias palabras: "Creo que eso ya es todo lo que puedo dar como actor. Siempre uno quiere dejarlo cuando estás en lo alto. Nadie quiere ser como un luchador que se queda demasiado tiempo en el ring hasta que no puede hacer lo mejor que puede."

Un actor que con cinco décadas dedicadas a ponerse en la piel de personajes memorables como Harry El Sucio, Frank Morris, Robert Kincaid y otros muchos, que bien merece el aplauso y el reconocimiento por su labor.

Aunque es cierto que, desde hace ya algunos años, además de ser laureado con importantes premios, ha logrado que el respeto y la admiración se convirtieran en veneración por parte de tanto de espectadores, críticos y colegas de profesión, por dejarnos, en su madurez una exquisita capacidad para dirigir. Seguro que aún tiene cuerda para rato en la realización y nos brindará nuevas y brillantes películas. Mientras, nos quedaremos con sus mejores papeles, y uno de ellos puede ser, precisamente, el que pude apreciar anoche.

"Gran Torino" narra la historia de un viejo veterano de Corea (Walt Kowalski interpretado por Clint Eastwood), cascarrabias y malhumorado, que un día descubre que su preciado coche (obviamente el Ford Gran Torino de 1972) quiere robarlo un adolescente asiático (Bee Vang). En contra de lo que le recomienda la comunidad, el hombre tratará de encauzar al chaval por el buen camino, buscándole trabajo y defendiéndole de las bandas que le tienen amenazado. De esta forma se establecerá una relación paterno filial entre ambos.
La cinta tiene un ritmo impresionante. Sus casi dos horas de metraje están tan bien repartidas, que nunca, en ningún momento echarás manos del reloj (o mirarás el del DVD) para saber cuanto llevas o cuanto falta. Cada momento en la película tiene su "tiempo/tempo" y es resuelto por el director de manera magistral. El inicio, con un funeral, es precioso, lento, pausado, pero realizando una presentación del viejo Kowalski IMPRESIONANTE. Es un lujazo ver al viejo Clint en un papel hecho a su medida. Vista en versión original, y creo que es la primera vez que veo a Clint Eastwood en versión original, es una maravilla. El viejo cascarrabias bufa, gruñe, dice tacos y mata con cada una de sus frases. A penas se entienden algunas cosas dado el acento del californiano, pero es un lujazo oírle hablar.

Pero es que además, Clint va descubirendo el mundo que rodea al personaje central. Su barrio, los asiáticos con los que comparte el mismo, los jóvenes, el cura (en un papel pequeño pero divertido el de Christopher Carley) y todo lo que rodea a la historia. Sobre todo, el eje central de la película que es la relación establecida entre Clint y el chico asiático. Como digo, el ritmo es impresionante, hay escenas de acción (si se permiten a un anciano de casi 80 años), hay momentos divertidos (el de la fiesta en casa de los asiáticos es monumental) y hay momentos de tensión. Todo ello dirigido con una mano magistral. Además, asistiremos a un desenlace MONUMENTAL que zanjará la historia de manera magistral, no sólo por el mensaje implícito, sino por las reacciones de cuantos rodean a Kowalski.

No es la primera vez que Eastwood habla de las relaciones entre personas con una diferencia de edad notable. "A Perfect World" fue uno de sus máximos aciertos, también en "Breezy", y en cierta medida era el "lev motiv" de "Million Dollar Baby" y es un camino que sabe explotar muy bien el director. Y es que como director, nos deja muchas perlas a lo largo de la cinta. Desde un planificación de escenas preciosa, que las culmina con unos planos y contraplanos en los diálogos alucinantes. Además tiene algún que otro picado y contrapicado marca de la casa (me recordó al inicio de "Absolute Power"). Pero es que además, Clint sabe como explotarse así mismo, con unos encuadres fenomenales, en los que su personaje (y el resto claro) se mueven sin que la cámara lo haga. Mención especial para el momento en que Clint regresa a casa, a su casa, tras enterarse de lo que ha pasado con la chica. En su cocina, precioso.

Sin duda, el personaje solitario y otoñal, harto de la vida, con enormes prejuicios y que sabe mucho de la vida y la muerte que interpreta Clint es lo mejor de la cinta, pero no hay que dejar escapar los toques de dirección (ritmo, encuadres, y planificación de escenas) que nos deja la mano de Eastwood también.

martes, enero 06, 2009

Los Viajes de Tuf

George RR Martin at the ComiconImage via Wikipedia
Ya era hora de que volviera a hacer una entrada de literatura. Se que me ha costado desde la última, pero el final de año ha sido muy movido, en todos los aspectos. En 2008, personalmente ha sido un año muy flojo en cuanto a lectura. ¡¡¡ Sólo 14 libros (de literatura no relacionada con mi trabajo, se entiende) !!!. 14 libros. Sinceramente, seguro que estoy por encima de la media nacional, pero humildemente es una cantidad muy pequeña. Debería haber leído el doble, por lo menos.

Bueno, después del "auto-fustigamiento", pasaré a comentar el último que he leído, cuya lectura ha sido un placer increíble. Se trata de "Los Viajes de Tuf" del bueno de George R. R. Martin. Tenía ganas de leer algo de este autor que no fuera de la saga de Canción de Hielo y Fuego, de la que os he hablado por activa y pasiva, desde abril del 2007 cuando os hable de "Canción de Hielo y Fuego" por primera vez. Luego devoré los siguientes, tanto el segundo, como el tercero como el cuarto. Pero claro, una cosa era leerle como autor (muy bueno) de fantasía, y otra es que fuera un gran autor (también) de literatura de ciencia ficción, como decían que es. Y esta era una prueba...y la ha pasado con muy, pero que muy, buena nota.

El libro es una serie de 7 relatos, más un prólogo revelador, en el cual hay un personaje, Haviland Tuf, una poderosa nave, y unos gatos como nexo de unión. Se podría resumir el argumento como: "En un futuro muy, muy lejano, tanto, que la humanidad ha tenido al menos una recaída y un remonte tecnológico, Tuf es un comerciante con poca suerte, que se asocia a un peculiar grupo como piloto y aportando el vehículo que los va a llevar a una sembradora del CIE, una terrible máquina de guerra bacteriológica procedente del anterior renacimiento tecnológico y que se encuentra a muchas leguas de los conocimientos actuales. Allí se entablará una guerra de todos contra todos en la que el vencedor va a ser Tuf; con el botín viajará de acá para allá, solucionando problemas ecológicos y biológicos en diferentes mundos, utilizando a veces soluciones poco ortodoxas pero eficaces. Son siete los relatos que incluye el libro; en el primero se consigue la nave, en el segundo se repara y en los demás se describen las aventuras de nuestro héroe, con recurrentes vueltas al planeta donde reparó la nave para saldar cuentas".

Lo primero, es que la novela, como las grandes novelas de ciencia ficción tiene un personaje PERFECTAMENTE CONSTRUIDO. No es de extrañar que Martin sepa construir personajes, pero este es un personaje muy alejado de los arquetipos de "Canción" y por eso el reto era duro. Y a mi me encantan los personajes centrales bien hechos. Haviland Tuf es un curioso: un mercader obeso, calvo y de piel blanca, vegetariano, bebedor y amante de los gatos. Pero por encima de eso, Tuf es un personaje atípico dentro de los personajes atípicos que la ciencia-ficción reune. Es metódico, científico, desapasionado y terriblemente lógico....me atrevo a decir, que en cierta medida, me identifico con él, con estas cualidades.

Además, el otro gran punto, es que a pesar de ser 7 relatos, que por si mismos son muy buenos, el conjunto tiene una homogeneidad increíble. No sólo el nexo de unión está muy claro, sino que además, la historia recurrente del planeta que Tuf visita hasta por tres veces, es sin duda, reveladora, y tiene toda la miga que Martin nos quiere transmitir.

Los relatos, además, podrían verse como un discurso ecologista, pero nada más lejos de la realidad. Lo que Martin nos cuenta, a través de los 7 relatos, y sobre todo en los 3 relatos recurrentes, es sobre la divinidad, sobre el poder, sobre la lógica frente a las emociones, sobre el futuro, sobre la supervivencia, sobre la libertad y sobre el control de las masas. Tuf es un personaje que no se deja influenciar por las pasiones, o al menos, sólo se deja influenciar por una pasión, los gatos. Tanto es su amor por los felinos que, mientras se lucha a muerte a su alrededor, él se dedica a clonar a un pobre minino, víctima inocente de la batalla. Al no dejarse influenciar por las pasiones, es capaz de encontrar la solución más lógica a un problema muy profundo. Aunque esta solución sea la más difícil, dura, e incluso mortal, de aplicar. Martin nos narra en tono muy contenido las soluciones a ciertos problemas graves, entre los que destaca la superpoblación o el contacto con seres extraterrestres, tan diferentes a nosotros, que el único medio de comunicación es la telepatía. También destaca, sobre todo al final, que Tuf se está tomando las atribuciones de un Dios, en el sentido de que hay ciertas responsabilidades que debe asumir, aunque no sean bien comprendidas por el resto de la humanidad. Y que el peso de estas responsabilidades es muy duro, tanto o más como las decisiones que se han de tomar.

Y esto es una de las cosas que más me ha aportado la obra. He visto que Martin es capaz de hacer temas serios. Si, "Canción" es una gran obra épica de fantasía, pero el contenido moral, filosófico y demás es "light". Aquí, en una obra más pequeña, hecha de relatos, el contenido, el poso, es mil veces más importante, notable, y mejor llevado. Bien por Martin, y por ende, por la cultura.

En fin, se trata de una obra inteligente, entretenida y amena.
Reblog this post [with Zemanta]

lunes, enero 05, 2009

Seven Pounds


Esta vez voy a hablar de una cinta de "súper estreno"..porque aún no se ha estrenado aquí en España, pero yo ya he podido disfrutarla en versión original. Lo primero, es que se trata de "Seven Pounds" (Siete Libras) y no de "Siete Almas" como la mierda de traductores ya la está estropeando. ¿Qué c*ñ* tienen que ver las almas con las libras? ¿Porqué añadir lo de "almas" al título? De verdad, que no lo entenderé nunca..no hay por donde justificar estas atrocidades.

Volviendo a la película, esta es una cinta extraña. En primer lugar, el orejudo de Will Smith repite con el director Gabriele Muccino, tras el éxito de "The Pursuit of Happyness" que ambos obtuvieron en 2006 y que casi le valió el Oscar al actor de "The Fresh Prince of Bel-Air". La cinta tiene los mismos derroteros, se trata de un drama intimista, extraño, y aunque no lo parezca muy bien interpretado por el bueno de Will Smith.

La historia de "Seven Pounds" es la siguiente: "Will Smith interpreta a Ben Thomas, un agente del servicio de Hacienda estadounidense empeñado en ayudar a gente con problemas, por motivos que al principio de la película no quedan del todo claros para el espectador (y que obviamente no puedo desvelar aquí, pero la cinta si que lo hace). Una de las personas a las que decide ayudar es Emily Posa (Rosario Dawson), una mujer que necesita un trasplante de corazón y debe mucho dinero por las interminables facturas médicas que acumula. Además, Ben tratará de ayudar a otras personas, como Ezra, un jóven pianista ciego interpretado por Woody Harrelson. Pero hay algo raro en Ben, su hermano, su pasado, que harán que las cosas no sean lo que parecen."

Lo cierto es que la trama de "Seven Pounds" es mucho más compleja que todo esto y la primera media hora de la película puede resultar algo confusa. Gabriele Muccino aprovecha el metraje para explicarnos quién es Ben y qué lo ha llevado a hacer algunas de las cosas extrañas que hace. Lo que pasa, es que el ritmo es lento, puesto que la historia lo necesita así. Además, hay lo que parecen ser contínuos saltos en el tiempo, así como escenas sueltas. Como espectador simplemente vemos secuencias en las que el protagonista interactúa con diferentes personas y sin que parezcan tener mucha continuidad argumental las unas con las otras. Pero al final todo quedará más o menos claro.

Eso si, hay momentos en los que el director, y el guión (de Grant Nieporte), se enredan en absurdas escenas que no creo que aporten mucho. Además, la parte más "pastelón" de la cinta (que lo tiene) hacen que el espectador ponga algo de barrera entre el personaje y nosotros. Es decir, no es redonda, ni mucho menos, la cinta.

Lo mejor de la misma es la interpretación de Will Smith. El chaval (bueno, ya tiene 40 tacos) lo hace muy bien. Vista en versión original ganará mucho, ya que el personaje de Ben pasa por muchos y variados estados de ánimo, y Will Smith lo hace fenomenal. Rosario Dawson está más floja. Esta chica, que salía en cintas como "Eagle Eye", "Sin City" o "Men in Black II" no da la talla. De momento no ha demostrado mucho. El resto de actores no tienen papeles importantes, salvo el pequeñito de Woody Harrelson. Lo hace fantásticamente, haciendo de ciego TOTALMENTE creíble, y con su primera escena muy dura, en un diálogo increíble con Will Smith. También es destacable la banda sonora original de Angelo Milli, al que desconozco totalmente, pero que compone un "score" bueno.

La cinta no es fácil de digerir. Sin ser muy profunda (sino hablaría de un peliculón), se tratan temas como el del sacrificio personal, la capacidad de redención, la mentira, el engaño y el perdón. Estos temas hacen que no sea un simple drama de chico conoce a chica, ni nada que se le acerque, y que haya que verla entera para tener la foto completa. Eso si, aviso, son dos horas de dramón.

domingo, enero 04, 2009

Call of Duty, World at War

Acabé el "Call of Duty, World at War", es decir, la quinta entrega de esta serie. Y la sensación ha sido de decepción. Tras acabar el "Dead Space", del que ya os hablé aquí, Call of Duty : World at War : Special Editionque tiene 13 episodios, pero a partir del quinto se hace monótono, empecé el CoD5, y lo he terminado en apenas 6-7 horas de juego. Es una decepción porque HA SIDO EXTREMADAMENTE CORTO, y si se me permite, en el tercer nivel de dificultad (de cuatro posibles) ha sido fácil acabarlo.

Es decir, este CoD5 es una mera continuación del GENIAL y si completísimao "Call Of Duty 4: Modern Warfare", que ya os conté sus maravillas por aquí. No hay apenas cambios, ni siquiera en el aspecto gráfico (o al menos, no son apreciables), y no se han añadido cosas nuevas a la jugabilidad. Por lo que esta quinta parte, son 10-12 misiones más del anterior.

Si, el escenario es totalmente nuevo, ahora estamos al final de la World War II, por un lado en el pacífico luchando como un marine estadounidense contra los japoneses, y por otro lado, somos un soldado ruso a punto de tomar Berlín. Obviamente las armas y vehículos son lo de esa época, pero nada más. El resto es igual que en al CoD4. Y encima, es CORTÍSIMO.

Fijaos si es corto, que cuando estaba a punto de acabar la acción que sin saberlo, era la que iba a poner fin al juego, yo estaba pensando, dado lo histórico de dicha acción, "..qué narices pondrán ahora para seguir con el juego, puesto que iré por el 40%-45% del mismo...." ...y necio de mi, me plantan los títulos de crédito y se acabó. Lamentable.

Si, luego hay una misión de "bonus". Una en la que los alemanes se han vuelto "zombies" y tienes que matarlos. Pues encima, eso, me parece una MAJADERÍA, puesto que no tiene nada que ver con la saga "Call Of Duty" y me parece que queda fatal. Encima, mal.

Lo dicho, me ha parecido una tomadura de pelo. Hacer una continuación de un juego, y venderla como un juego nuevo. Muy pocas horas de diversión sin aportar nada nuevo.A la mierda.

Voy a ver que tal es el juego que me regalaron los de NETQUEST: "Beyond Good and Evil"
Reblog this post [with Zemanta]

sábado, enero 03, 2009

Milk


La película de ayer no estuvo nada mal. Se trata de "Milk", dirigida por el americano Gus Van Sant y protagonizada, casi en exclusiva, por Sean Penn, en una de esas actuaciones impresionantes de un actor, que como en el caso del californiano, suele ser habitual.

La película cuenta los últimos 10 años de Harvey Bernard Milk es decir, del primer hombre abiertamente gay en ser elegido a un cargo público en California, como miembro del San Francisco Board of Supervisors, la legislatura de la ciudad y el condado de San Francisco. Es una de esas películas biográficas, con estupenda historia de Dustin Lance Black, y sobre todo, con un gran diseño de producción, ambientación, y como decía, actuación principal.

Sin entrar a valorar al personaje, que cada palo aguante su vela, y sin entrar en lo que supuso su persona, y su muerte, la película narra de manera magnífica, y con un ritmo muy bueno, esos trepidantes años, el asalto a su cargo político, y los meses que lo ocupó, así como las personas que lo rodearon.

Como decía, la cinta está hecha por y para el lucimiento de Sean Penn, y vaya si aprovecha la oportunidad. Vista en versión original, la actuación es magnífica, y el actor lleva el peso de la cinta en todo momento. Es muy impresionante la manera y característica propia con la que dota al personaje, así como la transformación que sufre (no sólo de aspecto físico, sino de talante, comportamiento, etc.) desde el Milk inicial, al Milk que accede al cargo público. Como decía, es magnífica la actuación de Sean Penn. Le acompañan en el reparto el jóven James Franco ("Spider-Man" y "An American Crime" entre otras) que lo hace bien, Diego Luna sin más y un renacido Josh Brolin, en un papel pequeño, pero intenso y muy importante.

La cinta tiene además muchos detalles del director de "Gerry", "Finding Forrester" y "Drugstore Cowboy". Los diálogos están aprovechados al máximo, mezclando intenciones. Así como la mezcla de situaciones reales, sacadas de archivos fotográficos y vídeos de la época, con recreaciones de la misma situación en la película. Por momentos, Van Sant le da un toque de documental, hecho que lo hace queriendo, siendo directo el mensaje.

En fin, una cinta que merece la pena verla por el mero hecho de que Sean Penn hace un personaje magnífico, y que la historia, aun siendo de la reciente historia estadounidense, merece la pena ser contada y vista.
Reblog this post [with Zemanta]

viernes, enero 02, 2009

The IT Crowd

Se terminó la tercera temporada de esta genial serie. Los seis capítulos de "The IT Crowd" de esta temporada son magníficos, pero los tres últimos han cerrado la misma de manera perfecta. toda la temporada ha ido de menos a más, y la verdad es que me he desternillado de lo lindo con los trés últimos.

Ya avisé del comienzo de la tercera temporada, y a mitad de la misma, hice una entrada, así que ahora toca cerrar.

El mejor episodio de la temporada ha sido el quinto "Friendface". Una crítica descarnada a las redes sociales (facebook, my space y demás), que comparto al 100%. El episodio es genial, y los protagonistas lo bordan. Siguen siendo un trío perfecto, y las personalidades se han ido incrementando. El humor inglés me encanta, y las situaciones cómicas, así como las reacciones de los protagonistas son muy ingeniosas.

En fin, habrá que esperar de nuevo un año, por lo menos, para la siguiente. Pero de momento, gracias a Chris O'Dowd, Richard Ayoade, Katherine Parkinson, Matt Berry y sobre todo Graham Linehan
Reblog this post [with Zemanta]